Les Explico la Forma Correcta de Usar Disipadores para Bajar la Temperatura en los SSD M.2 NVMe

Artículo Actualizado 14/09/2018.-

Hace un tiempo les contaba en este mismo artículo que hoy actualizo acerca de una nueva información que expuso Gamers Nexus y luego tuve la oportunidad de corroborar con Allyn Malventano quien es el Editor de Almacenamiento para el sitio PC Perspective.  También en un artículo que escribí en el 2017 les daba las razones por la cual los SSD M.2 NVMe calientan tanto, y es muy simple, su Controlador es un CPU que puede tener desde 2 hasta a 5 Cores y está “al aire” sin disipación alguna. Ahora bien, el tema que abordaremos el día de hoy viene por el lado siguiente: Que deberíamos enfriar ? El Controlador ?, la Memoria NAND flash ? o ambos ?

Disipadores para SSD M.2 NVMe disponibles en el Mercado:

Hoy día tenemos todo tipo de disipadores para SSD M.2 NVMe, la gran mayoría son pasivos es decir que carecen de fan, aunque algunos como el ADATA XPG Storm RGB tienen un pequeño ventilador para ayudar al enfriamiento. Motherboards como ASUS, MSI, etc ya lo traen incorporado y Compañías como Alphacool, EK Water Blocks, Cryorig y otras tienen varios diseños dentro de los cuales hay pasivos, pasivos con tarjeta adaptadora PCIe y con enfriamiento líquido.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Disipadores para SSD M.2 NVMe en nuestro Canal de YouTube:

EK Water Blocks tiene una solución estéticamente sensacional, pero con observaciones al momento de querer montarlo en un SSD M.2 NVMe con chips a ambos lados del PCB. Como van a ver en siguiente video se hace imposible instalarlo en el ADATA XPG SX8000 que es un SSD M.2 NVMe de ese tipo. El disipador EK Water Blocks no está pensado para SSD’s con chips a ambos lados, trae ganchos de metal duros y por más cuidado que tengan estos dañan la pintura y por más fuerza que hagamos no se puede colocar, y es muy probable que si lo forzamos terminemos dañando el PCB o algún componente de superficie del SSD. He visto casos en donde la gente abre los ganchos de metal con una pinza y así logran instalarlo, aun así, solo recomiendo este disipador para SSD’s M.2 NVMe con chips de un solo lado. Si ya lo compraron y tienen un SSD con chips a ambos lados entonces no usen los brackets de metal sino dos banditas elásticas gruesas y pequeñas como usa el SilverStone TP02-M2 que está en el video más abajo.

ADATA también tiene una solución muy llamativa de nombre XPG STORM con RGB y un pequeño fan para ayudar a la refrigeración y puede usarse en SSD’s M.2 NVMe con chips a un solo lado o ambos lados del PCB. Sin embargo, este disipador tiene dos puntos a tener en cuenta, uno es que el fan puede resultar molesto ya que es muy pequeño, corre a altas rpm con un sonido que puede llegar a molestar. El otro detalle es la altura del XPG STORM, si van a instalarlo recuerden hacerlo en un Slot M.2 que no interfiera con otros componentes como la tarjeta de video, por ejemplo.

Alphacool tiene el mismo problema que EK Water Blocks, no sirve para SSD’s M.2 NVMe con chips a ambos lados del PCB por tanto les hago la misma recomendación que les hice con el disipador EK Water Blocks.

El Alphacool Eisblock HDX-2 es una solución realmente fabulosa y más extrema. Si tienen un SSD que aún sigue calentando con los disipadores comunes entonces el HDX-2 es la solución. Como verán en el siguiente video ya trae su propia tarjeta PCIe adaptadora e instalado luce realmente bien. Tengan en cuenta que requiere de un Slot PCIe libre en la motherboard. Pueden colocarlo en los Slots PCIe 4x/ 8x y 16x sin problema alguno.

Si vamos a hablar de soluciones extremas el Alphacool HDX-3 es el indicado, este kit está diseñado para usar si ya tienen un sistema de Refrigeración Líquida Custom sistema o un AIO con posibilidad de expansión.

SilverStone ha acertado en todo con esta solución de disipador para los dos tipos de SSD  M.2 NVMe y que a su vez luce muy bien. El TP02-M2 es un kit que trae un gran disipador de aluminio en color negro, dos banditas de gomas para asegurar el SSD al mismo y thermalpads para colocar entre medio. Es una solución sencilla, muy fácil de instalar y super efectiva.

La lista de disipadores que hay en el mercado es muy grande pero generalmente son todos similares variando en calidad y diseño. Como les comentaba, en cada video muchos no contemplan los SSD M.2 NVMe con chips a ambos lados y les sugiero que no intenten modificarlos, traten de elegir el disipador adecuado para su SSD.

Que es lo que debemos enfriar y que es lo que no:

Una vez que tegamos el disipador correcto para nuestro SSD M.2 NVMe vamos a dar un paso más y explicar como hacer para que la disipación de calor sea óptima y favorezca al SSD.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La Especificación JEDEC dice que: “La memoria NAND flash en los SSD cliente debe trabajar a 40C”, es decir que la temperatura mínima de operación de la memoria nand flash es de 40C. Si la forzamos a trabajar cercana a la temperatura ambiente (25C), entonces con la misma cantidad de escrituras (hechas a menos temperatura) el tiempo de vida de retención del dato se reduce a la mitad. Un SSD M.2 NVMe sin un disipador naturalmente va a estar a una temperatura mucho más alta que la temperatura ambiente como podemos ver en el siguientes video tomado con mi cámara FLIR ONE Pro donde muestro 4x SSD M.2 NVme 1TB, 2 Intel SSD 760p y 2 HP EX920. Si prestan atención la zona más caliente es siempre la del Controlador.

Así que lo mismo corre para los SSD M.2 NVMe que ya traen disipador de fábrica o con aquellos que tienen etiquetas disipadoras, simplemente hacen que el calor se distribuya en forma equitativa, lo que es mejor para la duración debido a que la memoria flash estará un poco más caliente aun cuando esté en reposo (IDLE).

SSD’s M.2 NVMe con disipador (tipo etiqueta) de fábrica:

El ADATA XPG SX8000 viene en dos modelos, con disipador (el que les muestro en el siguiente video) o sin disipador.

El ADATA XPG SX8200 trae el mismo disipador que el ADATA SX8000 pero viene opcional, es decir pueden instalarlo o no.

El Crucial MX500 es un SSD M.2 SATA no NVMe, la marca aún no ha sacado SSD’s NVMe para el mercado consumer pero si ha incorporado un disipador de aluminio fino tal como lo ha hecho ADATA. Cabe señalar que este tipo de SSD no calienta como los SSD M.2 NVMe.

 

Temperaturas de la Memoria NAND flash y el Controlador:

Usando como ejemplo del ADATA XPG SX8200 con disipador opcional, les muestro las temperaturas en Reposo (IDLE) y en Carga (LOAD) sin el disipador instalado. Como verán cuando recién prendo el PC los chips de NAND están a 32C, muy por debajo de lo que sugiere JEDEC, pero luego de estar un rato encendido y correr unos benchmarks la temperatura sube tanto en la NAND como en el Controlador.

La meta de todo disipador como todos los que he mostrado es evitar el “Thermal Throttling” durante el uso del SSD.  Como dije antes el Controlador es un CPU y como cualquier CPU si está tocando su punto máximo de operación va a “defenderse” bajando la frecuencia de operación y así enfriarse. Si nuestro SSD llega a ese punto que es de 80C+ aproximadamente entonces vamos a notar la diferencia en rendimiento ya que el Controlador trabajará a menos frecuencia y estará así hasta enfriarse.

Nada de esto es problema de la NAND sino del Controlador, y aunque suene chistoso a la memoria NAND le “gusta trabajar caliente” ya que así sufre menos desgaste. Por tanto, los fabricantes de disipadores para este tipo de SSD tienen un error en este punto, ya que el Thermalpad que va entre medio del disipador y el SSD debería hacer contacto solo con el Controlador y no con la NAND flash. Como lo especifica JEDEC no debemos enfriar los chips de NAND flash pues es contraproducente para su duración.

Temperaturas en los SSD SATA:

La temperatura del Controlador en los SSD SATA se puede medir perfectamente ya que la Cámara de Imagen Térmica FLIR ONE Pro tiene un gran poder de penetración en el medio, no necesitamos desarmar el SSD para llevar a cabo esto.

Recomendaciones para evitar que la NAND flash se enfríe:

Allyn Malventano de PC Perspective recomienda cortar el Thermalpad para que este haga contacto únicamente con el Controlador y no con la memoria NAND. Esta sería la forma óptima de distribución térmica para que tanto el Controlador como la memoria NAND flash trabajen correctamente y que su duración no se vea afectada nunca.

Mi recomendación es usar el disipador SilverStone TP02-M2:

A diferencia de todos los disipadores que vimos en los videos, el SilverStone TP02-M2, M.2 SSD COOLING KIT trae solo un disipador que van montado en la parte superior en donde reside el controlador del ssd y podemos cortar el thermalpad de manera que solo haga contacto con el mismo y si la disposición de componentes en el PCB del SSD lo permite extenderlo un poco más antes de que toque la NAND flash para que de esta forma no quede desbalanceado al apretarlo con las banditas de silicona.

Notas Finales:

En las recomendaciones está todo dicho, debemos cortar el thermalpad y hacer que toque solo el controlador dejando libre de contacto con el disipador a los chips de memoria NAND flash en el SSD. Esta debe trabajar caliente y nunca cercana a temperatura ambiente (25C).

Fuente: Allyn Malventano, Gamer Nexus

Videos: Uruguay OC en YouTube

2 comentarios en “Les Explico la Forma Correcta de Usar Disipadores para Bajar la Temperatura en los SSD M.2 NVMe

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s